Dos centrales hidroeléctricas en el río Paraná corren riesgo de cierre debido a la bajante

0
139

Las plantas son las dos centrales hidroeléctricas más grandes de la región del río Paraná, en Brasil, que viene sufriendo por el bajo nivel de los embalses.
Las drásticas condiciones vividas actualmente en la cuenca del río Paraná, donde el transporte fluvial ya se ha visto comprometido por la escasez de agua, podrían provocar el cierre de las centrales hidroeléctricas «Três Irmãos» y la de «Ilha Solteira», las dos más grandes de la región en el Brasil.
Datos del pasado domingo 10 de Octubre, medidos por el Operador del Sistema Eléctrico Nacional (ONS), indican que la central hidroeléctrica Três Irmãos operó con una elevación de 320,96 metros.
Según lo autorizado por la Cámara de Reglas Excepcionales para la Gestión de Hidroenergía (CREG), Três Irmãos, que tiene menos del 2% de su volumen útil para generación de energía, puede operar hasta el límite mínimo de 319,77 metros.
En condiciones normales, la cuota mínima para mantener la planta en funcionamiento sin comprometer sus turbinas es de 323 metros.

El escenario también es crítico en la presa Ilha Solteira, que utiliza la cota de 323 metros definida por la Agencia Nacional del Agua (ANA) como referencia de volumen útil.
Este es el volumen mínimo para no interrumpir el funcionamiento de la hidrovía Tietê-Paraná.
Ocurre que el embalse ya opera muy por debajo, dijo y llegó al fin de semana con solo 319,97 metros. Excepcionalmente, la ONS está autorizada a mantener la operación de la planta hasta alcanzar la cuota de 314 metros.
Más que recurrir a la generación hidroeléctrica de otras regiones para intentar equilibrar el sistema y evitar el racionamiento, el sector eléctrico ha puesto todas las demás fuentes de electricidad a plena carga.
En niveles récord, la generación térmica, producida a partir de gasóleo, gas, biomasa y carbón nuclear, ha representado diariamente hasta el 35% de la producción diaria.
Los parques eólicos ya no son auxiliares de actuar prácticamente en la base del sistema, soportando alrededor del 18% del consumo energético nacional.
Sin los vientos, por tanto, es seguro que el país ya estaría a oscuras.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here