Al menos 60 muertos, 300 rescatados y varios desaparecidos en un naufragio en el Congo

0
73

Al menos 60 personas murieron la pasada noche en el naufragio de una embarcación en la República Democrática de Congo (RDC), confirmó este lunes (15.02.2021) el ministro de Acción Humanitaria, Steve Mbikayi. Según Mbikayi, se han encontrado 60 cadáveres y 300 supervivientes tras el hundimiento del barco, que transportaba a más de 700 pasajeros.

La nave «venía de Kinshasa e iba a la provincia de Ecuador. Estaba sobrecargado y navegaba de noche con más de 700 pasajeros. Naufragó junto a la localidad de Longola Ekoti, en el lago Mai Ndombe», confirmó por teléfono el ministro.

El portavoz del gobierno provincial de Kinshasa, Charles Mbuta Muntu, señaló que entre las causas el siniestro figuran la sobrecarga y la navegación nocturna, prohibida por las autoridades, informó la emisora congoleña Radio Okapi. Mbikayi aseguró que el Gobierno congoleño exigirá sanciones y llevará a los responsables ante la Justicia para que respondan por sus actos.

Largo operativo de rescate

La operación para sacar del Danubio al barco hundido se demoró unas horas. En el proceso, se recuperaron más cadáveres. En varias ocasiones, el naufragio del «Hableany» (Sirena) fue examinado por buzos. Debido a la fuerte corriente en el río, los buceadores no han podido ingresar al barco hasta ahora. (11.06.2019).

Una grúa especial

El rescate del naufragio de 27 metros de largo fue muy costoso debido a que se utilizó una grúa especial.

Colisión en la oscuridad

En la noche del 29 de mayo, el buque turístico “Hableany” chocó con el crucero de gran tamaño “Viking Sigyn”, el cual hizo zozobrar al pequeño navío, que se hundió en cuestión de segundos.

Rescate nocturno

En la noche de la tragedia se recuperaron los cuerpos de siete víctimas. La búsqueda fue complicada no sólo por la oscuridad, sino también por el mal tiempo y la crecida del Danubio. Siete turistas fueron rescatados.

La búsqueda duró días

La búsqueda se extendió durante varios días. Mientras tanto, el número de víctimas asciende a 28, incluyendo al capitán del buque y a una niña de seis años.

Consternación entre los surcoreanos

A bordo de la nave hundida se encontraban dos tripulantes húngaros y 33 turistas de Corea del Sur. Muchos surcoreanos recuerdan el trágico accidente en donde un ferry de ese país se hundió y 300 personas perdieron la vida en 2014.

Políticos dan el pésame

Dos días después, el ministro de Asuntos Exteriores de Hungría, Peter Szijjarto, y su homóloga surcoreana, Kang Kyeong-Hwa, visitaron el lugar del accidente. Prometieron recuperar a todas las víctimas y aclarar las circunstancias del accidente.

De luto frente a la embajada de Corea del Sur

Luego del accidente, Budapest rindió homenaje a las víctimas, colocando flores y encendiendo velas frente a la embajada de Corea del Sur en la capital húngara.

El barco hundido tenía 70 años

Según la compañía naviera, el “Hableany”, construido en 1949, pertenecía a la flota de la empresa desde 2003 y ha recibido mantenimiento con regularidad.

Investigación luego del accidente

El capitán del crucero “Viking Sigyn” fue arrestado. El ucraniano de 64 años de edad está siendo investigado por poner en peligro el tráfico marítimo, con consecuencias fatales. También estaría presuntamente implicado en la colisión con un barco carguero en los Países Bajos, en abril.

Autor: Charlotte Voß

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here